El Renacimiento Federal Europeo Francisco Aldecoa Luzarraga

El martes 5 de marzo, se presentó en la prensa de todos los países europeos una carta escrita por Emanuel Macron, Presidente de la República francesa, a toda la ciudadanía Europea denominada “El Renacimiento Europeo”. La misma ha tenido bastante repercusión en la opinión pública y está sirviendo para agitar el debate en torno a las elecciones y los pasos a seguir después de ella.
La idea central con la que se inicia la misiva era la doble trampa europea. Por un lado, “el repliegue nacionalista no tiene propuestas; es un “no” sin proyecto. Y esta trampa amenaza a toda Europa: los que explotan de la rabia, ayudados por noticas falsas, prometen una cosa y la contraria”. Y por otro lado, frente a la demanda de “los ciudadanos que echan en falta ¿dónde está Europa? y ¿qué esta haciendo Europa?, Para ellos, se ha convertido en un mercado sin alma.” Si bien ya sabemos que no es solo un mercado sino también un proyecto. Lo cual no nos debe hacernos olvidar los valores que nos unen. Esta trampa consiste en que esta situación nos lleva a la resignación del statu quo.

Frente a esto Macron propone una serie de medidas para el renacimiento europeo en torno a la libertad, la protección y el progreso. Con relación a la libertad propone la creación de una Agencia Europea de protección de las democracias frente a los ciberataques y manipulaciones más la prohibición de la financiación de partidos políticos europeos por parte de potencias extranjeras. En cuanto a proteger a nuestro continente, trata por un lado, la creación de un nuevo Consejo de Seguridad Interior y otro de Seguridad Exterior, así como una oficina de asilo y un tratado de defensa y seguridad.

En cuanto a recuperar el espíritu de progreso, Europa debe ofrecer un proyecto de convergencia más que de competencia. Europa, que creó la seguridad social, debe establecer para cada trabajador un escudo social que le garantice la misma remuneración en el mismo lugar de trabajo y un salario mínimo europeo adoptado a cada país. También propone en este mismo punto medidas ambiciosas respecto a frenar el cambio climático e incluso crear el Banco Europeo del Clima para financiar la transición ecología. Así mismo trata de regular los gigantes del sector digital creando una Revisión Europea de regulación de grandes plataformas y la creación de un nuevo Consejo de Europeo de Innovación.

Quizá la propuesta más significativa es que sugiere que antes de finales de año organicemos “una Conferencia para Europa, junto a los representantes de las instituciones europeas y los Estados, con el fin de proponer todos los cambios necesarios para nuestro proyecto político, sin tabúes, ni siquiera revisar los tratados. Dicha conferencia deberá incluir a paneles de ciudadanos y dar voz a universitarios, interlocutores sociales y representantes religiosos y espirituales”.

Desde nuestro punto de vista, todas estas propuestas nos parecen que siguen la línea que estamos defendiendo, pero falta remarcar e incluir dos cuestiones principales:
Por un lado, la conferencia para Europa debe ser la Convención Europea que está prevista en los tratados y que siempre hemos venido defendiendo desde el Movimiento Europeo Internacional con objeto de adoptar las reformas necesarias en gran medida señaladas en su carta, con objeto de hacer efectiva la idea que él ha venido exponiendo hasta ahora, “la soberanía europea”. En este caso no se utiliza esta expresión y tampoco la necesidad de avanzar en el proyecto federal.

Por otro lado, a pesar de que se trata de una carta que se escribe de cara a las elecciones al Parlamento Europeo no se hace referencia a el papel de este durante la próxima legislatura ni la importancia que tiene el presidente de la Comisión Europea, y la propia Comisión nazcan a consecuencia de las elecciones europeas tal y como sucedió en la octava legislatura y está recogido en el tratado de la Unión Europea Lisboa en vigor desde su reforma en Lisboa, concretamente en el artículo 17.7 que señala que: “Teniendo  en cuenta  el resultado  de las elecciones  al Parlamento Europeo  y tras mantener las consultas  apropiadas, el Consejo Europeo propondrá  al Parlamento Europeo, por mayoría cualificada,  un candidato al cargo de Presidente de la Comisión”.
Por ello, estamos de acuerdo con la noción de renacimiento que evoca la etapa más brillante y emociónate de la historia europea y por otro lado, es un paso importante frente a la refundación que utilizaba anteriormente el mismo autor. Estamos aún menos de acuerdo en la noción de “reinventar” que utilizaban algunos otros o la de “otra Europa” que plantean algunos euroescépticos o europeos no convencidos. Aquí con la noción de renacimiento se trata de dar un impulso al proyecto político en el que estamos, sin olvidarnos de los avances de estos 70 años de historia común y por ello nosotros titulamos este artículo como “el renacimiento federal Europeo”.

A sido un acto importante para nosotros la entrega al Presidente del gobierno Español nuestra evaluación de la VIII legislatura titulada “El cumplimiento de la Comisión Europea con sus ciudadanos” y las propuestas elaboradas por el Consejo Federal Español del Movimiento Europeo para los programas de los partidos políticos. En mi presentación defendí la idea que el Presidente del Gobierno Español haga suyo nuestra visión federal para el futuro de Europa. El Presidente del Gobierno Español pronunció una conferencia titulada “Proteger el ideal de Europa” en el que defendió el proyecto federal.

En este mismo número, en la sección de documentación aparece también la resolución de nuestros compañeros del Movimiento Europeo Italiano titulada “Dotemos a la Unión Europea de una Constitución democrática” inspirada por su presidente Virgilio Dastoli y un conjunto de personalidades de reconocido prestigio europeísta. Reconforta conocer que en la Italia de Salvini siguen existiendo fuerzas federalistas con convicción y determinación que plantean alternativas europeas ilusionantes.

Desde nuestro Consejo Federal Español del Movimiento Europeo sin llegar a tanto nos hemos planteado las elecciones europeas como un gran desafío. Por ello, hicimos la evaluación ya citada “El cumplimiento de la Comisión Europea con sus ciudadanos” y las propuestas que estamos entregando a los secretarios generales de los partidos políticos. También hemos realizado junto al Parlamento Europeo en 7 ciudades diferentes por toda estaña el proyecto “Esta vez voto”.

Recientemente la Secretaria de Estado para la Unión Europa nos han concedido un nuevo proyecto titulado “Por qué y para qué voto” que ya hemos realizado en Ávila, Málaga y Oviedo y próximamente seguiremos en el mundo rural en Cantabria y en Barcelona. Todos estos encuentros se han realizado con la responsabilidad compartida de nuestros consejos autonómicos respectivos y finalizaremos con nuestros consejos extremeño y canario.

Por último, en el Consejo Europeo a 27 del día 21 de marzo parece que se ha despejado la incógnita del Brexit. Definitivamente será el día 12 de abril con un Brexit duro sin acuerdo o el día 22 de Mayo con un acuerdo. A día de hoy, parece más claro que será el día 12. Sin embargo se adoptaran medidas contingentes para que en ambas partes los efectos no sean tan catastróficos como se esperaban. En todo caso se consolida la idea del que el Brexit está siendo una oportunidad para Europa  y lo será aún más en el futuro lo cual no quiere decir que a pesar de dejar de ser socio de la Unión va a seguir siendo un aliado, un vecino y un amigo que posiblemente se reincorpore a la Unión Europea en un plazo breve de al menos una legislatura donde esperemos que la Unión Europea se haya reformado constitucionalmente dando un paso más en la senda federal que había sido vetada por el Reino Unido hasta ahora.

Por otro lado, es importante recordar que en los días que se está produciendo el divorcio entre el Reino Unido y la Unión Europea sus posiciones respectivas a en relación a la política exterior sea el momento en que están más cercanos. Como puede ser que el relanzamiento de la política de defensa, su posición frente a la ruptura del tratado nuclear con Irán por parte de las Estados Unidos o las relaciones con Rusia o China (No puedo dejar de felicitarnos de la compra por parte de China de unas 300 Airbus aproximadamente anunciada el 26 de marzo).

En los medios de comunicación se ha consolidado la idea de que para España el Brexit solo tiene efectos negativos. Sin embargo, tienen algunos especialmente positivos. Entre otros que gracias a esta situación podemos participar en el llamado grupo de las 3. Pero hay otras muchas oportunidades. Por citar solo la última,  concretamente el viernes 29 de marzo que era la fecha de la retirada del Reino Unido se ha producido el cambio de responsabilidad de la operación Atlanta. A partir de ese día la operación ha pasado a ser comandada por un Almirante español en vez de uno británico. La operación será dirigida desde el Cuartel General Operacional de la Unión Europea que pasa del Reino Unido a la base militar de Rota y se le concede a esta ese carácter.

No quiero terminar estos breves comentarios sin hacer una alusión a la tercera encuesta del Parlamento Europeo para las próximas elecciones europeas titulada “Report on the developments in the political landscape, 29th March”. En este informe se confirma la tesis que hemos venido manteniendo desde el Movimiento Europeo. El peso de los partidos políticos populistas, no del todo democráticos, es un problema de los estados miembros y en esta medida de la Unión y no al revés. Es decir, en esta encuesta aparece que como consecuencia de las elecciones de mayo el primer grupo populista estará en cuarto lugar. Mientras que en los más importantes estados miembros son la primera, la segunda y la tercera fuerzo política.

Madrid 30 de marzo de 2019
Francisco Aldecoa Luzarraga
Presidente del Consejo Federal Español del Movimiento Europeo