El Movimiento Europeo cumple 70 años Víctor Manuel Arbeloa

 

Estamos celebrando, este año y este último mes, el LXX aniversario del nacimiento en París del Consejo Federal Español del Movimiento Europeo (CFEME), presidido por Salvador de Madariaga, en febrero de 1949.

Varios Movimientos Europeos, especialmente franco-británicos, nacidos tras la Segunda Guerra Mundial, prepararon durante el año 1947 el  Congreso de La Haya, mayo de 1948, al que asistieron 800 delegados europeos y observadores de Estados Unidos de América y de Canadá. Junto a Churchill, que lo presidió, participaron en él políticos de la talla de  Adenauer, MacMillan, Spaak, Mitterrand, Spinelli… Del mismo salió un resonante y poderoso mensaje unánime favorable a una unión política, económica y monetaria de Europa, que fue la fuerza motriz de todo lo que vino después.

El  Movimiento Europeo, nuevo nombre del antiguo Comité Conjunto Internacional para la Unidad Europea, se fundó el 25 de octubre de ese mismo año. El político conservador inglés, barón Duncan Sandys, uno de sus promotores históricos, fue elegido presidente, y fueron  presidentes honorarios cuatro grandes figuras históricas: Blum,  De Gasperi. Churchill y Spaak. Su primer gran éxito fue la creación del Consejo de Europa, el 5 de mayo de 1949, y posteriormente el Colegio Europa en Brujas y el Centro Europeo de Cultura en Ginebra. Su mejor fruto indirecto fue en 1952 la Asamblea Europea de la Comunidad del Carbón y del Acero; desde 1962, Parlamento Europeo, y elegido por sufragio universal desde 1979.

Su objetivo es “contribuir a la creación de una Europa unida y federal, fundada en los principios de la paz, la democracia, la libertad, la solidaridad y el respeto de los derechos humanos básicos”, proporcionando estructuras para fomentar y facilitar la participación de los ciudadanos y de las organizaciones de la sociedad civil en el desarrollo de esa anhelada unidad.

Algunos de los presidentes del Movimiento Europeo, procedentes de todos los partidos democráticos , fueron, además de Sandys y Spaak, hombres tan europeístas como Schuman, Faure, Hallstein, Rey, Barón, Guiscard, Soares, Gil Robles (J. M.)…

El Movimiento Europeo cuenta con una membresía de  33 asociaciones, consejos, foros, federaciones internacionales… de carácter económico, político, social y cultural y está constituido y organizado por 39 Consejos nacionales, repartidos por casi todos los Estados que pertenecen al Consejo de Europa.

El Consejo Federal Español, con Consejos filiales en casi todas las Comunidades Autónomas de España, trabaja ahora principalmente en la preparación de las elecciones europeas -en su XL aniversario-  con la campaña denominada “Esta vez, voto”, dirigida especialmente a los jóvenes.

En la reunión de su Comisión ejecutiva del día 9 de enero, en Madrid, el Consejo Federal Español dio la bienvenida al Consejo Navarro, que ha recuperado la dirección del Movimiento fundado en 1989, que pasó  varios años inactivo, a la par que daba la noticia de la próxima constitución del Consejo de Castilla La Mancha y del Consejo de Galicia.

Siendo una mala noticia la salida del Reino Unido de la Unión,  y pues “no  hay mal que por bien no venga”, está siendo una oportunidad para el avance del proceso de la integración europea y para una mayor cohesión entre los Estados miembros, las instituciones europeas  y la ciudadanía de los 27. Y la verdad es que se ha progresado notablemente en estos dos últimos años en el fortalecimiento del llamado “pilar social”; en la política de defensa común y en el desarrollo de la unión económica y monetaria, cuestiones antes vetadas por el Reino Unido.

¡Larga vida a nuestra Patria europea!

Publicado en: Diario de Navarra